Exit Music (for a story)

Me resulta difícil escribir no sólo para mi.

Porque no sólo escribo como cuando lo hago en mi eterna libreta en la mochila. Tengo ansias de compartir, de ser escuchado (leído); básicamente de compartir lo que aquí dentro sucede.

Llevo unos días en los que se cuelan fotografías en mi cabecita de aquélla cuyo nombre sonaba a alma.

Es curioso como, aunque hace casi dos meses que no sé nada ti, ni tú de mi, revoloteas en alguna parte de mi. No le llamemos ni alma ni corazón; ni sexo. Llamemósle vida. Me duele intermitentemente ver que no fuimos tanto como para que nos recordemos a la vez. Bueno, sé que tú no me recuerdas. Yo sí; en ocasiones.
A veces recuerdo que lo último que he sabido de ti es q, entre vino, cerveza y tabaco, confesastes tener un lío muy grande en la cabeza. Qué suerte saber cambiar de corazón como de sombrero, sin sufrir primero. Y digo esto porque es obvio que en aquella fiesta -a medias tuya- te resultó más fácil divertirte. Yo tuve que evadirme y, qué fuerte fui que lo conseguí!

Hubo tan poco cariño entre nosotros que sólo nos cruzamos una mirada. Fue corta y confieso que lo fue más por ti que por mí. Porque yo hubiera aguantado unos segundos más mirándote a los ojos, hasta que se hubiera pertubado y fuera inevitable apartarlos de los tuyos. No perturbado en el sentido de mirarte diciéndote que no entendía nada. Perturbada en el sentido de mirarte diciéndote que no te quería en mi vida.

Yo fui tan poco para ti, que merezco menos de lo que tú mereces.
Porque eres justa y mantienes en tu vida a quien quieres. Los que no, no los ves. Porque tu tiempo está siempre ocupado por muchas cosas, que se limitan a las de siempre. Porque the killer in you is the killer in me.

Fue horrible sentir que no me gustaron los planes que tenías para mi; horrible porque dijistes que era feo tener planes para alguien, es mejor considerlo amigo de café.

Cómo permaneces en mi vida aún? Cómo lo has hecho tú? Quiero saber ese secreto que, al parecer, mucha gente sabe. Olvidar. Tengo que ceder al olvido? Sí es así, cual es la importancia de todo? Dónde se va todo cuando morimos? Viene a ser lo mismo.

Dónde fue aquella noche en Gracia? Dónde los abrazos? Dónde las contradicciones?
Se olvidaron por dolores de cabeza, vino y cerveza.

^ concierto de radiohead en el rock in seine (mucho tiempo después, el veintiseis de agosto de dos mil seis). tenía que ser la primera foto del blog, ya que “like spinning plates” es una canción suya y casi mía

Categorías:

personal

9 comentarios

después de tanta rareza y tantos tiempos, y tantas lluvias, voy a cruzar los dedos para que nieve. por eso, y por alguna razón, este blog se queda como mejor estaba, aunque he vivido un poco más como para no cambiarlo algo. pero sigue siendo igual, pero igual te.

Me gusta

Add a Response

Your name, email address, and comment are required. We will not publish your email.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

The following HTML tags can be used in the comment field: <a href="" title="" rel=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <pre> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

A %d blogueros les gusta esto: